Adaptación al cambio climático

Cambiar de idioma
Página Última modificación 16/01/2019
El cambio climático se está produciendo ya y está previsto que continúe: las temperaturas están aumentando, la distribución de las precipitaciones se está modificando, el hielo y la nieve se están derritiendo y el nivel del mar está subiendo. Los fenómenos meteorológicos extremos y episodios climáticos que dan lugar a riesgos tales como inundaciones y sequías, serán más frecuentes e intensos en numerosas regiones. La vulnerabilidad y los impactos en los ecosistemas, los sectores económicos y en la salud y el bienestar humanos difieren en función del país europeo de que se trate. Aunque los esfuerzos mundiales para reducir las emisiones resultaran eficaces, cierto cambio climático será inevitable, por lo que serán necesarias acciones complementarias de adaptación.

Con el fin de evitar los impactos más graves del cambio climático, los países firmantes de la Convención Marco de las Naciones Unidas sobre el Cambio Climático (CMNUCC) acordaron limitar el aumento de la temperatura media mundial con respecto a la época preindustrial a menos de 2 °C. Para lograr este objetivo, será necesario que las emisiones mundiales de gases de efecto invernadero alcancen su nivel máximo lo antes posible y que empiecen a reducirse a partir de ese punto. Para obtener más información, consulte las políticas mundiales en materia de cambio climático.

La UE y otros países miembros de la Agencia Europea de Medioambiente (AEMA) han emprendido una serie de medidas encaminadas a reducir sus emisiones de gases de efecto invernadero. Las políticas de adaptación complementan estas iniciativas.

Impactos y vulnerabilidad

Los mayores aumentos de temperatura en Europa se dan en el sur del continente en verano y en la región del Ártico en invierno; las precipitaciones están disminuyendo en el sur de Europa y aumentando en el norte. Los incrementos previstos de la intensidad y la frecuencia de olas de calor, inundaciones y cambios en la distribución de algunas enfermedades infecciosas y del polen pueden afectar negativamente a la salud humana. El cambio climático ejerce una presión adicional sobre los ecosistemas y provoca desplazamientos hacia el norte y hacia zonas de mayor altitud de muchas especies vegetales y animales. Impacta en sectores tales como la agricultura, la silvicultura, la producción de energía, el turismo y las infraestructuras en general; la mayoría de los impactos previstos en Europa son adversos.

Entre las regiones europeas, incluidas las zonas urbanas, particularmente vulnerables al cambio climático cabe incluir las siguientes:

  • el sur de Europa y la cuenca mediterránea;
  • las zonas montañosas;
  • las zonas costeras, los deltas y las llanuras aluviales;
  • el extremo septentrional de Europa y el Ártico.

Se requiere una adaptación que anticipe los efectos del cambio climático y que adopte las medidas apropiadas para prevenir o minimizar los impactos. Se necesitan estrategias y acciones en los ámbitos local, nacional, transnacional y de la UE. La integración en otros ámbitos políticos, como los ecosistemas y la gestión de los recursos hídricos, la reducción del riesgo de catástrofes, la gestión de las zonas costeras, la agricultura y el desarrollo rural, los servicios de sanidad, la planificación urbanística y desarrollo regional, es fundamental y se da cada vez con más frecuencia. Las acciones incluyen medidas tecnológicas, medidas basadas en los ecosistemas y medidas que aborden cambios de comportamiento.

Políticas de la UE

La Comisión Europea publicó una Estrategia de adaptación al cambio climático de la UE en abril de 2013. La estrategia establece tres objetivos fundamentales:

  • Fomentar la actuación de los Estados miembros: alentar a todos los Estados miembros a adoptar estrategias integrales de adaptación y facilitar financiación para ayudarles a consolidar su capacidad de adaptación y a emprender medidas. Apoyar la adaptación en las ciudades mediante la puesta en marcha de un compromiso voluntario basado en la iniciativa del Pacto de los Alcaldes (integrado desde 2015 en el Pacto de los Alcaldes para el Clima y la Energía).
  • ’Climate proofing’:medidas a nivel de la UEpara seguir promoviendo la adaptación en sectores vulnerables clave como la agricultura, la pesca y la política de cohesión, garantizar que las infraestructuras europeas sean más resistentes y promover el uso de los seguros contra catástrofes tanto naturales como antropogénicas.
  • Toma de decisiones informadas, abordando lagunas de conocimiento en materia de adaptación y el desarrollo ulterior de la Plataforma europea de adaptación al cambio climático (Climate-ADAPT).

Un número creciente de países miembros de la AEMA ha adoptado una estrategia de adaptación nacional y varios de ellos han desarrollado y están implementando planes de acción nacionales de adaptación. También se han puesto en marcha estrategias y acciones en muchas ciudades y regiones transnacionales de toda Europa, como el Mar Báltico, los Cárpatos y las regiones alpinas.

Actividades de la AEMA

La AEMA apoya el desarrollo y la aplicación de las medidas de adaptación al cambio climático en Europa, la evaluación de las políticas de la UE y el desarrollo de estrategias a largo plazo para adaptarse al cambio climático y reducir el riesgo de catástrofes mediante la provisión de información relevante. La información de la AEMA (observaciones, proyecciones, indicadores y evaluaciones) se centra en el cambio climático, sus impactos, la vulnerabilidad y las medidas de adaptación en Europa.

La AEMA colabora estrechamente con la Comisión Europea (DG Acción por el Clima, DG Centro Común de Investigación, DG Eurostat), con expertos de su Centro Temático Europeo sobre los Impactos del Cambio Climático, Vulnerabilidad y Adaptación (ETC/CCA) y con su red de países (Eionet). La AEMA también colabora, entre otros, con el servicio sobre cambio climático del programa Copérnico, el Centro Europeo para la Prevención y el Control de las Enfermedades (ECDC), la oficina regional para Europa de la Organización Mundial de la Salud (OMS), la oficina regional para Europa de las Naciones Unidas para la Reducción del Riesgo de Desastres (EIRD), la Organización para la Cooperación y el Desarrollo Económicos (OCDE) y el Grupo Intergubernamental de Expertos sobre el Cambio Climático (IPCC).

Entre sus actividades productos principales clave cabe destacar la evaluación de los impactos del cambio climático y la vulnerabilidad en Europa y el análisis de las estrategias y los planes de acción nacionales, urbanos y sectoriales en materia de cambio climático. La AEMA también mantiene y gestiona la Plataforma europea de adaptación al cambio climático (Climate-ADAPT).

Enlaces relacionados

Grupo Intergubernamental de Expertos sobre el Cambio Climático

Convención Marco de las Naciones Unidas sobre el Cambio Climático

Dirección General de Acción por el Clima de la Comisión Europea

Centro Común de Investigación de la Comisión Europea

Centro Temático Europeo sobre los Impactos del Cambio Climático, Vulnerabilidad y Adaptación

Servicio sobre cambio climático del programa Copérnico

Centro Europeo para la Prevención y el Control de las Enfermedades

Organización Mundial de la Salud en Europa

Oficina Regional de las Naciones Unidas para la Reducción del Riesgo de Desastres

Geographic coverage

Temporal coverage

Acciones de Documentos
archivado en: ,
Suscripciones
Inscribirse para recibir nuestros informes (formato impreso y/o electrónico) y nuestro boletín electrónico trimestral.
Síganos:
 
 
 
 
 
 
Agencia Europea del Medio Ambiente (AEMA)
Kongens Nytorv 6
1050 Copenhague K
Dinamarca
PHONE +45 3336 7100