Herramientas Personales

Notificaciones
Reciba notificaciones en los informes y productos nuevos. Frecuencia:3-4 correos/mes
Suscripciones
Inscribirse para recibir nuestros informes (formato impreso y/o electrónico) y nuestro boletín electrónico trimestral.
Síganos:
Ícono de Twitter Twitter
Ícono de Facebook Facebook
Icono de YouTube Canal de YouTube
RSS Logo RSS Feeds
Más

Write to us Write to us

For the public:


For media and journalists:

Contact EEA staff
Contact the web team
FAQ

Call us Call us

Reception:

Phone: (+45) 33 36 71 00
Fax: (+45) 33 36 71 99


siguiente
anterior
elementos

Ir al contenidos . | Ir a navegación | Saltar a la navegación

Sound and independent information
on the environment

Usted está aquí: Inicio / Señales – El bienestar y el medio ambiente / Señales 2013 / Entrevista / Dublín aborda los impactos de la contaminación atmosférica

Dublín aborda los impactos de la contaminación atmosférica

Cambiar de idioma
Martin Fitzpatrick es funcionario de salud medioambiental de la unidad de control de calidad del aire y ruido del Ayuntamiento de Dublín (Irlanda). Asimismo es el punto de contacto en Dublín de un proyecto piloto dirigido por la Dirección General de Medio Ambiente de la Comisión Europea y la Agencia Europea de Medio Ambiente (AEMA) encaminado a mejorar la aplicación de la legislación en relación con el aire. Le preguntamos cómo aborda Dublín los problemas de salud vinculados a una mala calidad del aire.

 Image © The Science Gallery

¿Qué hacen ustedes para mejorar la calidad del aire en Dublín y en Irlanda?

Creemos que hemos abordado muy bien los problemas de calidad del aire en las principales ciudades. Un ejemplo lo ilustra a la perfección: la prohibición de comercializar y vender combustible bituminoso en Dublín en 1990. Los investigadores médicos examinaron los efectos de esta decisión y observaron que en Dublín se habían evitado cada año 360 muertes desde 1990.

Sin embargo, las ciudades de tamaño medio siguen teniendo una mala calidad del aire, y las autoridades se plantean promulgar nuevas leyes para hacer frente a este problema ampliando la prohibición de utilizar combustibles bituminosos a las ciudades pequeñas.

En Irlanda, el Departamento de Medio Ambiente, Comunidad y Gobierno Local es el organismo oficial encargado de la calidad del aire y ámbitos afines. Mientras tanto, la Agencia de Protección Medioambiental (EPA) irlandesa actúa como el ala operativa de este departamento. Hay responsabilidades claramente definidas entre el departamento y la agencia, en lo que respecta a cómo se ofrecerá asesoramiento a las autoridades locales sobre ámbitos políticos relevantes.

En lo que respecta a la salud, ¿a qué tipo de retos se enfrenta el Ayuntamiento de Dublín? ¿Cómo los abordan ustedes?

Dublín es un microcosmos de otras grandes ciudades de toda la Unión Europea. Existen muchos puntos comunes en relación con los problemas que hay que abordar. La obesidad, el cáncer y los problemas cardiovasculares son los principales problemas de salud pública en la Unión Europea, y también en Irlanda.

El ayuntamiento ha reconocido que gran parte del trabajo que realiza es importante para la salud pública. Un ejemplo que creo vale la pena mencionar es un proyecto en que combinamos calidad del aire con participación del público. El proyecto se llevó a cabo hace varios años junto con el Centro Común de Investigación de la UE. Se llamaba «People Project» y se realizó en seis ciudades europeas en las que examinamos el benceno, un contaminante atmosférico carcinógeno. Después de una respuesta que superó con creces la demanda de voluntarios en un programa de radio nacional, convertimos a los voluntarios en monitores de la calidad del aire «andantes y parlantes». Llevaban encima placas de benceno para poder controlar su exposición al benceno en un día determinado. Luego comprobamos los niveles de calidad del aire y cómo sus hábitos repercutían en su salud.

Todos los voluntarios fueron informados de sus resultados. Una anécdota graciosa de este proyecto fue la noticia de que si uno quiere reducir su exposición al carbono aromático policíclico, que es cancerígeno, ¡no debe freír tocino! Un voluntario que trabajaba friendo tocino en un bar local tenía niveles de exposición realmente elevados.

El lado serio de esta anécdota es que hemos de examinar la interacción entre los contaminantes interiores y exteriores combinados.

¿Puede darnos un ejemplo de una iniciativa irlandesa para mejorar la calidad del aire interior?

Hay un ejemplo que destaca claramente: la prohibición de fumar en 2004. Irlanda fue el primer país del mundo en prohibir fumar en los espacios públicos. Esta prohibición nos permitió concentrarnos en la cuestión de la exposición en el lugar de trabajo y al mismo tiempo mejorar la calidad del aire.

Por otra parte, resulta interesante señalar que un sector que sufrió las consecuencias de esta prohibición, que quizás habría sido difícil de predecir, fue el de la limpieza en seco. Su volumen de negocio se ha reducido desde 2004 debido exclusivamente a la prohibición de fumar. Así pues, a veces pueden producirse efectos inesperados.

¿Cómo informa su organización a los ciudadanos?

Informar a los ciudadanos es una parte esencial de nuestras iniciativas y de nuestro trabajo cotidiano. El Ayuntamiento de Dublín elabora informes anuales que contienen un resumen de la calidad del aire del año anterior. Todos estos informes pueden consultarse en internet. Además, la EPA irlandesa tiene una red de vigilancia de la calidad del aire que comparte información con las autoridades locales y los ciudadanos.

Otro ejemplo, que es exclusivo de Dublín, es un proyecto lanzado este año denominado «Dublinked», que recopila información que guarda el ayuntamiento y la hace pública. Puede tratarse de datos generados por las autoridades locales, por las empresas privadas que ofrecen servicios en la ciudad o por los residentes. En su Comunicación de 2009, la Comisión Europea observa que la reutilización de información del sector público tiene un valor estimado de 27 000 millones de euros. Es una de las iniciativas del ayuntamiento para reactivar la economía.

Junto con otras ciudades europeas, Dublín participa en un proyecto piloto sobre la calidad del aire. ¿Cómo se involucró Dublín en este proyecto?

El Ayuntamiento de Dublín se implicó a raíz de una invitación de la AEMA y la Comisión Europea. Vimos el proyecto como una oportunidad para compartir modelos de buenas prácticas y aprender del intercambio de experiencias.

Durante el proyecto nos dimos cuenta de que otras ciudades habían avanzado mucho a la hora de desarrollar inventarios de emisiones y establecer un modelo de calidad del aire para su ciudad. Ello impulsó al Ayuntamiento de Dublín a realizar progresos en estas tareas. Entonces comprendimos que no era rentable que el Ayuntamiento fuera el único en desarrollar un inventario de emisiones y establecer un modelo de calidad del aire. Así pues, nos sentamos con la EPA para elaborar un modelo nacional que pudiera utilizarse también a escala regional. Y luego nos pusimos manos a la obra.

Martin FitzpatrickMartin Fitzpatrick es funcionario de salud medioambiental de la unidad de control de calidad del aire y ruido del Ayuntamiento de Dublín (Irlanda).

Proyecto piloto para la mejora de la calidad del aire

El proyecto piloto para la mejora de la calidad del aire reúne a ciudades de toda Europa a fin de comprender mejor las fuerzas, dificultades y necesidades de las ciudades con respecto a la aplicación de la legislación de la UE en materia de calidad del aire y temas relacionados con la calidad del aire en general. El proyecto piloto está codirigido por la Dirección General de Medio Ambiente de la Comisión Europea y la Agencia Europea de Medio Ambiente. Entre las ciudades que participan en el proyecto se encuentran Amberes, Berlín, Dublín, Madrid, Malmö, Milán, París, Ploieşti, Plovdiv, Praga y Viena. Los resultados del proyecto piloto se publicarán a finales de 2013.

Más información

Geographical coverage

[+] Show Map

Acciones de Documentos
¡Regístrese ahora!
Reciba notificaciones en los informes y productos nuevos. Actualmente contamos con 33134 de suscriptores. Frecuencia: 3-4 emails al mes.
Notificaciones de archivo
Síganos:
 
 
 
 
 
Agencia Europea del Medio Ambiente (AEMA)
Kongens Nytorv 6
1050 Copenhague K
Dinamarca
PHONE +45 3336 7100