Herramientas Personales

siguiente
anterior
elementos

Ir al contenidos . | Ir a navegación | Saltar a la navegación

Sound and independent information
on the environment

Usted está aquí: Inicio / Sala de prensa / Comunicados de prensa / Los avances conseguidos en materia de medio ambiente en Europa corren peligro debido a las actividades económicas no sostenibles

Los avances conseguidos en materia de medio ambiente en Europa corren peligro debido a las actividades económicas no sostenibles

Cambiar de idioma
La situación del medio ambiente en Europa ha mejorado en diversos aspectos a lo largo de la última década, pero muchos de estos avances podrían verse contrarrestados por el crecimiento económico, ya que los gobiernos deben aún tomar medidas importantes para desvincular la presión ambiental de la actividad económica.

COMUNICADO DE PRENSA


Copenhague/Ginebra/Bruselas, 12 de mayo de 2003


Los avances conseguidos en materia de medio ambiente en Europa corren peligro debido a las actividades económicas no sostenibles


La situación del medio ambiente en Europa ha mejorado en diversos aspectos a lo largo de la última década, pero muchos de estos avances podrían verse contrarrestados por el crecimiento económico, ya que los gobiernos deben aún tomar medidas importantes para desvincular la presión ambiental de la actividad económica.


Este es uno de los mensajes clave de la última evaluación sobre el medio ambiente en Europa, realizada por la Agencia Europea de Medio Ambiente, que se publica hoy.


El medio ambiente en Europa: tercera evaluación ha sido preparada para la Conferencia Ministerial "Medio Ambiente para Europa”, que tendrá lugar en Kiev, Ucrania, del 21 al 23 de mayo, bajo los auspicios de la Comisión Económica de las Naciones Unidas para Europa (UNECE). Los dos primeros informes de la serie fueron publicados por la AEMA en 1995 y 1998, para las conferencias celebradas en Sofía (Bulgaria) y en Aarhus (Dinamarca), respectivamente.


La nueva evaluación analiza la situación en 52 países, incluyendo por primera vez a toda la Federación de Rusia y a 11 estados pertenecientes a Europa Oriental, el Cáucaso y Asia central (EECCA).


Esta evaluación muestra que la mayoría de los avances en la mejora del medio ambiente siguen siendo bien consecuencia de las medidas correctoras que se toman al final de los procesos para limitar la contaminación o bien resultado de la recesión económica y de la reestructuración que se vive en muchas zonas de Europa.


"Sabemos por experiencias del pasado que estos avances se perderán una vez más si el crecimiento económico continúa basándose en las actividades tradicionales, perjudiciales para el medio ambiente, que aún prevalecen, en lugar de en opciones más sostenibles y ecológicamente eficientes”, señaló Gordon McInnes, Director Ejecutivo interino de la AEMA.


"Este riesgo se acentúa más en los países candidatos a la adhesión a la UE y los Estados de Europa Oriental, el Cáucaso y Asia Central, donde se ha trasladado una gran parte de las industrias manufactureras de Europa occidental y de otros lugares”, añadió el Sr. McInnes.


Al tiempo que destaca las amplias diferencias existentes entre, e incluso dentro de los diferentes grupos regionales, la evaluación confirma que aquellas políticas ambientales desarrolladas adecuadamente y puestas en práctica, han traído consigo importantes mejoras en distintos ámbitos y han reducido la presión ejercida sobre el medio ambiente en Europa.


Así, por ejemplo, se ha conseguido una reducción importante de las emisiones de sustancias que agotan la capa de ozono de la atmósfera en Europa. Por otra parte, mediante la reducción de emisiones de sustancias acidificantes, tanto atmosféricas como vertidas a las aguas, procedentes de la industria, se ha conseguido una mejora de la calidad de ambos medios. La protección de los hábitats de especies de plantas y animales biológicamente relevantes ha mejorado también, en cierta medida, su situación.


Por el contrario, las políticas ambientales en materia de gestión de residuos no han dado lugar a logros importantes y la presión ejercida sobre algunos recursos naturales, especialmente los bancos de pesca, el suelo y las tierras cultivables, sigue creciendo. Por otra parte, los vertidos a las aguas, procedentes de fuentes difusas como, por ejemplo, la agricultura, siguen siendo un problema.


La transición económica y social desde principios de los años 90 (cuando Europa occidental avanzaba hacia una sociedad más orientada a los servicios, y el resto del continente se dirigía hacia una economía de mercado, aunque a diferentes velocidades) ha dado lugar a mejoras ambientales en algunos ámbitos, y al deterioro en otros.


Europa, en general, ha reducido las emisiones de gases de efecto invernadero (GEI). En los países de Europa Central y Oriental y en los países de EECCA la presión procedente de la agricultura y de la industria sobre los recursos hídricos es menor. En estos países la reestructuración económica también ha sido el principal motor de la reducción observada en las emisiones de contaminantes a la atmósfera.


Como contrapunto negativo, el abandono de las tierras debido a la reestructuración económica que se ha producido en Europa Central y Oriental y en los países de EECCA supone una amenaza para la biodiversidad. Además, el crecimiento económico está haciendo que los objetivos nacionales establecidos para limitar las emisiones de los gases de efecto invernadero resulten difíciles de lograr para muchos países de Europa Occidental.


El desarrollo urbano y la infraestructura de transportes están sellando amplias zonas de tierra productiva y fragmentando los hábitats de animales y plantas en muchos puntos de la región. La pesca intensiva supone una amenaza para los recursos naturales marinos.


Dado que los avances en materia ambiental en estas zonas están principalmente condicionados por la situación económica general, es probable que gran parte de los avances experimentados hasta la fecha no puedan ser sostenibles bajo condiciones de un renovado y continuado crecimiento económico. Al mismo tiempo es probable que se agraven muchos de los impactos negativos.


Esta tendencia es ya evidente en el sector transporte, donde se advierte un marcado cambio hacia el transporte por carretera y aéreo, aumentando así el consumo de energía y las emisiones de gases de efecto invernadero, en lugar de utilizar medios de transporte menos agresivos con el medio ambiente.


La salud humana sigue enfrentándose a una amplia variedad de riesgos relacionados con el medio ambiente. Así, la generación de residuos peligrosos crece en toda Europa. La calidad del agua potable sigue siendo preocupante en toda la región y la exposición a partículas en suspensión, causantes en parte de la contaminación atmosférica, es en la actualidad la mayor amenaza para la salud humana en las ciudades europeas.


El informe concluye que debe acelerarse la formulación y aplicación de políticas, con un enfoque más integrado de las cuestiones medioambientales, para que Europa pueda garantizar una adecuada protección del medio ambiente y cumplir así su objetivo de realizar una transición hacia un desarrollo mas sostenible.


"La estrategia de la UE en favor del desarrollo sostenible supone un paso adelante en la dirección adecuada, pero es preciso una mayor acción operativa por parte de los Estados miembros de la UE relativamente ricos para seguir teniendo credibilidad en materia ambiental”, en palabras del Sr. McInnes.


El Director Ejecutivo interino destacó, además, que "se necesita un marco para la toma de decisiones que tenga adecuadamente en cuenta las consideraciones de carácter económico, social y ambiental que, si bien son conflictivas, son también a menudo complementarias”. En este sentido, señaló que "las diversas iniciativas de cooperación regional en materia de energía en Europa son un buen ejemplo a seguir”.


Un resumen del informe de evaluación (embargo hasta 12 de Mayo, 1300 GMT) puede descargarse en el sitio http://reports.eea.europa.eu/environmental_assessment_report_2003_10-sum.
El informe completo estará disponible a partir de su fecha de embargo en el sitio http://reports.eea.europa.eu/environmental_assessment_report_2003_10.


Nota para la redacción


  • La Conferencia Ministerial de Kiev es el quinto evento de estas características que se desarrolla en el marco del proceso "Medio Ambiente para Europa” iniciado en 1991. La información sobre esta conferencia puede obtenerse en los sitios: http://www.unece.org/env/wgso/index_kyivconf.htm y http://www.kyiv-2003.info/main/index.php
  • Los países de Europa Oriental, el Cáucaso y Asia Central (EECCA) son: Armenia, Azerbaiyán, Bielorrusia, Georgia, Moldavia, Federación de Rusia, Ucrania, Kazajistán, Kirguizistán, Tayikistán, Turkmenistán y Uzbekistán.

Acerca de la AEMA


La Agencia Europea de Medio Ambiente es la principal fuente de información para la Unión Europea y sus Estados miembros a la hora de desarrollar políticas medioambientales. La Agencia tiene como objetivo apoyar el desarrollo sostenible y ayudar a conseguir una mejora significativa y cuantificable del medio ambiente en Europa, facilitando una información actualizada, específica, pertinente y fiable a los responsables de la formulación de política medioambiental y al público en general. Creada por la Unión Europea en 1990 y operativa en Copenhague desde 1994, la AEMA constituye el eje central de la Red Europea de Información y Observación del Medio Ambiente (EIONET), una red de cerca de 300 organismos a través de la cual la Agencia recopila y difunde datos e información relacionados con el medio ambiente.


La Agencia, abierta a todas las naciones que compartan sus objetivos, cuenta en la actualidad con 31 países miembros: los 15 Estados miembros de la UE; Islandia, Noruega y Liechtenstein, países miembros del Espacio Económico Europeo; y los 13 países candidatos a la adhesión a la UE, es decir, Bulgaria, Chipre, la República Checa, Estonia, Hungría, Letonia, Lituania, Malta, Polonia, Rumania, Eslovenia, la República Eslovaca y Turquía (a partir de este mes). La AEMA es el primer organismo de la UE que acepta en su seno a países candidatos a la adhesión. Además, están en curso negociaciones con Suiza para que este país pase a ser también miembro de la Agencia.



Geographic coverage

Acciones de Documentos

Comentarios

Agencia Europea del Medio Ambiente (AEMA)
Kongens Nytorv 6
1050 Copenhague K
Dinamarca
PHONE +45 3336 7100